CUERNOS DE GACELA

CUERNOS

INGREDIENTES

Relleno

  • 1 kg de almendras, azúcar en polvo
  • 1 cucharadita de extracto de agua de azahares (Adonis)
  • 50 g de mantequilla derretida
  • 2 pizcas de canela
  • 1 huevo

Pasta:

  • 500 g de harina
  • 1/2 vaso de agua de azahar
  • 50 de mantequilla derretida
  • 1/2 vaso de azúcar congelado
  • 1 huevo
  • 1 cucharadita de levadura (Royal)

PREPARACIÓN

Prepar el relleno:

Limpiar las almendras, pasándolas por agua hirviendo. Picarlas finamente. 
Medir las almendras: Para dos tazones de almendras obtenidas, medir 1 tazón de azúcar en polvo. Pasar en el procesador de alimentos las almendras y el azúcar para obtener una pasta fina. 
Añadir a continuación el extracto de agua de azahares y mezclar con la mano. Añadir la mantequilla derretida y mezclar, luego la canela y el huevo y acremar bien. 

Preparar la pasta:

En una ensaladera grande mezclar todos los ingredientes. Amasar bien la pasta hasta que la mezcla esté bien homogénea. 
Separar en 4 bolas y cubrir con un trapo y un plástico para que la pasta suba. Dejar descansar al menos 1/2 hora. Durante este tiempo, hacer pequeñas bolitas de alrededor 4-5 cm con la pasta de almendra. Para ello, tomar un poco de pasta y formar una pequeña bola durante algunos segundos. Eso es importante para que a continuación la pasta se mantenga unida. A continuación extenderla en una bolita pequeña. La pasta de almendra debe de quedar bien "unida" para evitar que se separe durante la cocción. Extender una bola de pasta con el rodillo haciendo tiras rectangulares de 10 cm de ancho. La pasta debe extenderse muy fina, casi transparente. Recortar a continuación cuadrados. Poner al centro una pequeña bolita. Volver a cerrar la pasta y marcar con el pulgar, apoyando muy bien alrededor. Con los pulgares e índices previamente empapados con una mezcla de mantequilla derretida y aceite, dar una forma de media luna a la bolita de almendra encerrada en la pasta. De la misma manera, afinar esta bolita hacia la arriba. Esta operación es bastante delicada. Con un cortador eliminar recortar a 3 mm. del borde. A continuación acomodar sobre una placa enharinada y dejar secar un día. Al día siguiente, pinchar 2 ó 3 agujeros con una aguja fina en los cuernos de gacela y dorar con yema de huevo. Hacer cocinar 15 min a horno bajo.